¿Es eficaz el tratamiento con Cámara Hiperbárica en niños con Autismo?

En la intervención terapéutica para el autismo hay mil y un sistemas. Desde totalmente exóticos a los muy tradicionales. Desde los que funcionan en todo el mundo y los que solo funcionan en algunos casos. Para poder saber si un sistema es realmente eficaz o no, se realiza un estudio y se evalúa la eficacia del mismo. En este caso se ha evaluado de forma intensa la intervención para el autismo basada en el tratamiento de Cámaras Hiperbáricas y este es el resultado del estudio “Controlled Evaluation of the Effects of Hyperbaric Oxygen Therapy on the Behavior of 16 Children with Autism Spectrum Disorders” llevado a cabo por Bryan Jepson y colaboradores.

En el caso que nos ocupa, la literatura científica sobre este tema era o escasa o de baja calidad. Para disponer de un estudio serio, el equipo de investigación seleccionó a 16 participantes con Trastornos del Espectro del Autismo (TEA) diagnosticado, y examinó el efecto de 40 sesiones de oxigenoterapia hiperbárica con un 24% de oxígeno a 1,3 ATM.

Antecedentes:

Este tipo de terapia se viene usando desde hace décadas en el tratamiento de personas afectadas por descompresión (Submarinistas), intoxicación por monóxido de carbono, injertos de piel, algunos tipos de lesiones cerebrales, parálisis cerebral en incluso en la esclerosis múltiple. Este tipo de intervención mejora la hipoxia, edema cerebral o mejora parcialmente el metabolismo cerebral. No obstante, en casos como parálisis cerebral, los estudios publicados hasta la fecha no presentan una mejora más allá de un puro efecto placebo.

En el caso de los TEA, hay diversos estudios que reportan que existe un menor nivel de flujo sanguíneo en algunas regiones del cerebro de estas personas. Algunos autores teorizaron sobre que este estado de hipoxia podía ser mejorado en base a la oxigenoterapia hiperbárica. A su vez, casos reportados de inflamación cerebral o del aparato digestivo se teorizaba igualmente que este tratamiento podía ser eficaz. El Dr. Dan Rossignol -a su vez padre de dos niños con autismo- presento diversas hipótesis y estudios sobre la eficacia de este tipo de intervenciones. No obstante los estudios que llevó a cabo tenían poca evidencia y fuerza, el grupo era pequeño y el sistema de control y medición poco preciso.

En el 2008, el Dr. Lerman y colaboradores realizaron un estudio sobre tres niños. Solo uno de ellos mostró mejoría en la comunicación, otro mejoró levemente sus conductas aunque estas empeoraron nuevamente tras finalizar las sesiones. Se estima que la mejora de la conducta durante las sesiones no estaba ligada a la oxigenoterapia hiperbárica en sí, sino a el cambio de rutinas y la menor presión sobre el niño.

En el 2009, Rossignol llevó a cabo un nuevo estudio con doble ciego, pero no existió un consenso sobre si los cambios apreciados se debían realmente a la intervención o a otros factores.

En el 2010, el Dr. Granpeesheh y colaboradores no pudieron tampoco demostrar que el tratamiento produjese una mejora significativa en los participantes del estudio.

En base a los antecedentes citados, el equipo de Jepson llevó a cabo un nuevo estudio, con un mayor número de participantes y un mayor rigor en todo el proceso, desde la selección de los participantes hasta el análisis posterior de los datos obtenidos.

Los criterios de inclusión para los participantes fueron los siguientes:

(a) Un diagnóstico de Trastorno del Autismo, de Trastorno Generalizado del Gesarrollo no especificado (TGD ne), o Síndrome de Asperger,

(b) entre 2 y 10 años de edad

c) ningún cambio en el régimen de tratamiento médico o régimen dietético durante 6 semanas antes del estudio,

(d) el acuerdo de médico a abstenerse de modificar los regímenes de tratamiento durante el curso del estudio.

Dos participantes fueron excluidos de la inscripción en el estudio debido a un historial de la actividad convulsiva.

De los 20 candidatos iniciales, uno de ellos dejó el estudio tras 19 sesiones debido a un incremento de las estereotipias y disminución del lenguaje. Dos más fueron excluídos por imposibilidad de asistir a todas las sesiones y uno más por no poder confirmarse el diagnóstico. La edad media de los participantes fue de 5 años y 9 meses. De los cuales 11 tenían un diagnostico de Autismo (10 varones y una fémina), 4 un diagnóstico de TGD ne (todos varones) y un varón más con Síndrome de Asperger. Todos ellos fueron previamente evaluados para poder disponer de un modelo comparativo.

Los resultados del estudio son claros: No se han encontrado beneficios significativos ni efectos positivos. Teniendo en cuenta el elevado costo y los resultados de estudios previos y los de este mismo, no podemos recomendar el tratamiento basado en oxigenoterapia hiperbárica para su intervención en los TEA.

ANEXO:

Estudio original [en inglés]


La publicidad paga nuestros gastos de hospedaje, actualización, y mantenimiento de la web
¿nos ayudas haciendo un clic?



URL Corta: http://wp.me/p1lUm3-2zE

13 Respuestas

  1. lorena

    Pues menudo disgusto se llevará la Kerry Rivera en Mexico, practicamente saca mucho dinero de estas camaras..y nadkie hace nada..

    Responder
  2. Alicia

    20 ya era un universo reducido, y con todos los que se salieron, no me parece a mí muy fiable el estudio. En pocas palabras, seguimos en las mismas con respecto a la utilidad de las cámaras.

    Responder
  3. Santos Alvarez Leon

    Mi hijo autista ha realizo 40 sesiones a 1.7 de presion con muy buenos resultados. Anteriormente lo hicimos a 1.5 sin resultados. Conozco personalmente dos ninos con grandes avances con la camara hiperbarica.
    Este estudio lo Han hecho a una presion muy baja, tienen que hacerlo a 1.5 y 1.7 e incluso a 1.8.
    En mi hijo la presion fue fundamental.

    Responder
  4. Manuel Contreras

    Hola Santos,
    el uso continuado de Cámaras Hiperbáricas es arriesgado. Entre otros pequeños detalles, a mas presión mayor desgaste del organismo. De hecho, cuando entras en una Cámara tu organismo sufre, se desgasta más rápidamente y los procesos de oxidación son más rápidos. Podría decirse que pierdes algo de vida. Aunque solo sean 10 minutos.
    Te recomiendo contactes con especialistas de la marina, ellos son los que más experiencia tienen en este campo en todo el mundo.
    Todos te dirán que el uso de las citadas cámaras está perfectamente definido, incluso para qué sirven y para qué no. Dudo mucho que un niño con autismo se beneficie de esa intervención, si acaso será lo contrario.
    El aumentar la presión no mejora la intervención, es justo lo contrario. Someter al organismo de un niño a ese tipo de esfuerzo no me parece muy lógico.

    Responder
  5. Ignacio Entrenador

    También te paso la contestación:

    ¿Pero qué tipo de estudio es este? Me parece que han hecho el ridículo, quieren comprobar si la Oxigenación Hiperbárica es beneficiosa para el autismo pero sin dar tratamiento de Oxigenación Hiperbárica: respirar 24% de O2 puro a 1,3 ATA NO ES OHB. Este tratamiento se concibe solo con 100% de pureza de O2 y siempre a una presión superior a 1,5 ATA, todo lo que esté por debajo de esto no es OHB, es otra cosa.

    Yo también conozco niños que están teniendo grandes avances gracias a este tratamiento, pero claro, con un protocolo mucho más acertado: 1,75 ATA, 100% O2, 60 o 90 minutos.

    Manuel, disculpa que ponga en duda tus palabras, el desgaste que podría llegar a producirse por el uso de este extra de O2 queda totalmente desbancado y compensado por sus beneficios que consiguen revertir el proceso de oxidación convirtiéndolo en antioxidante. ¿Quién duda de que el deporte ayuda a mejorar y alargar la vida? ¿por qué?, haciendo deporte respiramos más…, ¿nos oxidamos más? NO, los beneficios del deporte moderado y rutinario compensan con creces y evitan el efecto oxidativo. Los efectos fisiológicos que produce el oxígeno hiperbárico en el organismo son perfectamente conocidos, es una larga lista de efectos y cualquiera que la lea sin ser muy experto en el asunto se daría cuenta de que aporta grandes beneficios. A los niños con autismo también.

    Gracias.

    Bss

    Responder
  6. Belen Fuentes

    Pues yo gasté un dineral. Incluso con las presiones que comentan y solo hubo regresiones. A la familia que lo hizo con nosotros lo mismo. Nada, no pasó nada.
    Y encima nos dijeron que era normal, que si no hacíamos terapia no veriamos avances.
    Así que después de perder tiempo y dinero hicimos lo que había que hacer. Dar terapias de verdad, las que funcionan con todos los niños del mundo y ahora SI vemos avances.
    Gracias por publicar estos artículos, ojalá lo hubiera leído antes, habría perdido menos dinero y tiempo.

    Responder
  7. Santos Alvarez Leon

    Cada terapia afecta a cada niño de forma diferente. Yo he intentado un montón de cosas por ejemplo vitaminas B12 que hablan maravillas en mi caso nada, una amiga hizo con su hijo terapia auditiva Bernard comenzó a decir frases completas en mi caso nada, multivitaminas lo ponian nervioso paré,….. asi otras pero en el caso de la cámara hiperbárica si ,si funciona en mi hijo. Pero es igual que las terapias hay niños que ABA va muy bien pero a otros no, integración sensorial funciona muy bien con mi peque,…. los tratamientos de quimio no curan a todos pero eso no deja que la gente lo intente.
    Se la frustación, desesperación y pena que se siente cuando se intenta y no funciona pero mi mensaje a los padres es que lo intenten todo nunca se sabe.
    Un abrazo

    Responder
    • Santos Alvarez Leon

      Hola Manuel,
      Te agradezco tu mensaje. Me veo en la obligación de dar mi testimonio a todos los padres que como yo estamos en este viaje del autismo, desconozco si tienes un hijo autista, si lo tienes me entenderás mucho mejor.
      Que esta terapia “pierdes algo de vida”, ” minutos?”.
      ¿por qué entonces la seguridad social británica lo costea para los diabeticos cuando tienen problemas de cicatrización de heridas y a las personas con ictus para ayudarles a recuperar movilidad? ¿si te hace daño porque se utiliza para regenerar tejidos?¿por qué deportistas de élite la utilizan para recuperarse de lesiones?(Raúl tenia una en su casa). ¿por qué se utiliza en casos mas vanales como estetica? contrastado que mejora el cutis y rejuvenece la piel.

      Este tratamiento se está haciendo en España tratando muchas enfermedades y por qué no utilizarlo en el autismo? Yo hablo de mi experiencia y lo que he visto con mis ojos, que a unos niños le funciona mas, otros menos y a otros nada.
      Pero para cualquier padre que esté ahi leyendo informarse hay muchos videos en You Tube, dr Neubrander en Estados Unidos en su página tiene muchos testimonios de padres, las siglas en inglés “HBOT autism”

      Gracias

      Responder
  8. Tratamiento de la ansiedad en niños con TEA - Webdis

    […] ¿Es eficaz el tratamiento con Cámara Hiperbárica en niños con Autismo? En la intervención terapéutica para el autismo hay mil y un sistemas. Desde totalmente exóticos a los muy tradicionales. Desde los que funcionan en todo el mundo y los que solo funcionan en algunos casos. Para poder saber si un sistema es realmente eficaz o no, se realiza un estudio… […]

    Responder
  9. Abdel

    Hola mi hijo tiene autismo kesiera ke alguien me ayudara he oído que hay un tratamiento con cámara hiperbarica de oxigeno pónganse en contacto conmigo gracias

    Responder
  10. FRACY TORRES R

    como que desmienten que es efectivo el tratamiento con la cámara hiperbólica, y las personas que fueron tratadas? dicen que no fue un buen resultado en cuanto a mejoría y los profesionales lo ratifican,¡¡¡

    Responder
  11. Irene Valle Cevallos

    Me gustarIa saber que resultados veria yo con mi hija que tiene paralisis cerebral por falta de oxigeno al nacer yo vi en de casa en casa y me interesa mucho

    Responder

Por favor, verifique que su dirección de correo-e es correcta. Si usa una dirección de correo-e no existente su comentario será descartado

Deja un comentario